27 de abril de 2009

Lo Que Quieren vs Lo Que Tienen Que Oír


Muchas veces la falta de sinceridad con los demás es muy dañina. Primero, porque no estas siendo sincero con esa persona y segundo, porque te estas engañando a ti mismo. A veces solo para hacer sentir bien a los demás o quizás porque no tienes el valor suficiente para dar un punto de vista sincero, aunque a los demás no les agrade lo que digas.

Cuando alguien de confianza te pide que le des tu opinión de cómo le queda una prenda de vestir, por ejemplo, y notas que la misma no va con su estilo, no le queda muy bien o se ve extremadamente extravagante con esa ropa; muchos lo piensan mil veces para decirle la verdad y cuando dan el paso de decir algo, dicen; -si, se ve bien, te ves muy linda con esa ropa, sin ser lo que quieren decir, pero sí lo que esa persona quiere oír. Pero en esta sociedad donde nadie quiere ser el primero en decirle a los demás lo que realmente deben de oír, donde todos quieren que le vivan pasando la mano, donde todos quieren que le pasen sus malas acciones por alto, donde todos quieren que las personas mas allegadas a ellas le digan lo que le conviene (según ellos) y no lo que realmente deben de decirle, la sinceridad no existe o en está en vía de extinción.

Es verdad que nadie quiere oír malas noticias, reproches, consejos u opiniones que crea negativas, pero soy de los que cree en los buenos consejos, que venga claro esta, de gente sincera, que lo único que desean es vernos prosperar.

Es bueno reflexionar y pensar que con nuestras opiniones podemos cambiar vidas, aconsejando con buena voluntad a los demás, y teniendo en cuenta la sinceridad.

Los seres humanos siempre desearemos que los demás nos digan siempre cosas agradables, que nos levanten el ánimo, aunque en el fondo odiamos que las personas sean demasiado sinceras, pero así debemos de ser, para no vivir en un mundo de mentiras.


Por: Joax Kennedy

3 comentarios:

VALENTIN dijo...

Sabes, yo siempre prefiero la verdad por más dolorosa que sea. la verdad es siempre una sola y no necesita maquillarse o camuflajearse, pero como dices, algunas personas tienen maldad en cada palabra que expresan y denotan la negrura de su alma al aconsejarnos o dar su punto de vista.
Buen post.
Saludos!!!

Kensomaster(Interactivo de hoy) dijo...

Siendo honesto, Me encanta que me digan las cosas que quiero oir. Es mejor eso a escuchar las cosas que realmente necesito escuchar. Llamenlo fantasia o una vida de mentira, pero a veces es mejor vivir asi

IlvaM. dijo...

creo que tambien a muchas personas nos gusta que nos mientan , es lamentable aceptarlo pero considero y por experiencia ...si se da estos casos, estoy de acuerdo con el Kensomater...si hay personas que se vuelven locos por que le digan lo que quieren oir, aunque esten conscientes que LO QUE VAYA A DECIR ES FALSO...